Seis barreras para vender internacionalmente y cómo superarlas

¿Quieres que tu negocio de comercio electrónico crezca? Entonces, vender a nivel internacional puede ser lo más adecuado para ti. Estas son las barreras para vender a las que deberás hacer frente y cómo puedes superarlas.

 

Gracias a la llegada de los envíos internacionales, nunca ha sido tan fácil para las empresas online abrir las puertas de sus tiendas (digitales) al mundo. Y la buena noticia es que existe un mercado hambriento de consumidores globales que buscan probar y comprar marcas extranjeras.

 

Investigaciones recientes han descubierto que el 57 % de los compradores online realizaron al menos una compra a una empresa con sede en otro país en los últimos 12 meses hasta octubre de 2021. Este año, se estima que el comercio electrónico transfronterizo logrará alcanzar una cuota del 22 % del total de las ventas ecommerce de todo el mundo: lo que significa un aumento del 15% respecto a 2016.

 

Pero, antes de colocar en tu página web un gran cartel en el que se indique “Enviamos internacionalmente”, es importante tener en cuenta algunas de las barreras para vender internacionalmente. Por ejemplo, existen dificultades de envío internacional que debes abordar primero para que tu negocio y tus clientes disfruten de una experiencia perfecta. En un mundo diverso que cuenta con una gran variedad de idiomas y matices culturales, es casi seguro que te encuentres con algunas dificultades.

 

Descubrir cómo vender a nivel internacional es un desafío, pero ser consciente de los problemas y tomar las medidas adecuadas para superarlos es clave para el éxito de tu negocio. Sigue leyendo…

 

1. Vender con la plataforma errónea

Así como elegir la ubicación correcta es fundamental para una tienda física, también lo es seleccionar la mejor plataforma de comercio electrónico internacional para desarrollar tu negocio. Utilizar un sistema antiguo, en concreto uno que no ha sido creado a medida para ti desde el inicio, puede perjudicar seriamente tu potencial de crecimiento. A medida que te expandas a nuevos mercados y territorios, es posible que los problemas con tu plataforma comiencen a agravarse. Puedes experimentar dificultades cuando tengas que hacer frente a pagos con múltiples monedas, necesitar de más aplicaciones de terceros para proporcionar funciones básicas o ser incapaz de trabajar con tecnologías avanzadas como chatbots o inteligencia artificial.

 

Lo que puedes hacer para evitar el problema

Prepárate para hacer tus deberes. El mercado de plataformas de comercio electrónico está abarrotado de integrantes tan conocidos como Shopify, Magento, BigCommerce y WooCommerce. Escribe una lista de las características “imprescindibles” de tu plataforma de comercio electrónico, como la personalización, la flexibilidad, la escalabilidad y, por supuesto el precio. Esto te ayudará a filtrar las más adecuadas para tus necesidades.

 

Considera vender a través de un marketplace online. Algunos países tienen regulaciones complejas para los comerciantes extranjeros que desean vender a los consumidores allí. En este caso, es cuando vender a través de un marketplace puede ser beneficioso. La china Tmall Global, por ejemplo, está configurada específicamente para marcas extranjeras: no es necesario disponer de una entidad física en China o una licencia comercial china para vender en la plataforma, y ​​puedes aceptar el pago en tu moneda local. Solo debes tener cuidado con las comisiones que cobra cada plataforma.

2. Escoger los mercados incorrectos

Hay más de 220 territorios para elegir, pero no todos son adecuados para tu negocio. Acelerar y expandirse demasiado rápido podría suponer un alto coste: antes de que te des cuenta, habrás invertido recursos en adaptar tu página web a un mercado que realmente no tiene interés en el producto que estás vendiendo.

 

Lo que puedes hacer para evitar el problema

Investiga, investiga e investiga. Descubre las principales categorías de productos de comercio electrónico en el país en el te gustaría vender (no es difícil con Google). Mira también lo que están haciendo algunos de los minoristas online más grandes del país: ¿Qué están vendiendo? ¿A qué precio? ¿Cómo comercializan en las redes sociales? También debes observar a algunos de tus competidores y comprobar en qué países venden. Después de todo, si están vendiendo allí, es porque hay demanda.

 

3. No entender a tu mercado objetivo

Desafortunadamente, tu estrategia de ventas nacionales no se puede limitar únicamente a “copiar y pegar” para todos los mercados internacionales. Los comportamientos de compra de los consumidores varían mucho entre países: un comprador en Italia no tendrá las mismas expectativas y preferencias que uno en la India. Si tu página web de comercio electrónico no se adapta a cada mercado, perderás muchas oportunidades de venta.

 

La personalización es mucho más que únicamente traducir tu página web al idioma local. Debes tener también en cuenta lo siguiente: ¿los consumidores prefieren comprar online a través de una página web de comercio electrónico o de una APP? ¿Puede tu negocio adaptarse? ¿Y llegar a vender clientes potenciales? ¿Qué plataformas de redes sociales son las más populares? ¿O los consumidores prefieren la comunicación a través de aplicaciones de mensajería? También hay muchas tendencias de las que quizás no estés al corriente. En China, por ejemplo, la transmisión en vivo es una parte esencial de las ventas online. Si no sabes estas cosas, ¿cómo puedes optimizar tu estrategia de ventas?

 

Lo que puedes hacer para evitar el problema

Piensa de forma global, comercializa de forma local. 

Es posible que tenga grandes ambiciones internacionales para tu negocio de comercio electrónico, pero aún así, debes tratar a cada país objetivo como una entidad individual con sus propios comportamientos y preferencias de compra.

 

Las guías de países exclusivas y gratuitas de DHL tienen toda la información que necesitas para relacionarte y vender con éxito a los consumidores en cada mercado. Desde las principales categorías de productos de comercio electrónico hasta las principales opciones de entrega. Estos conocimientos te ayudarán a personalizar, pivotar y adaptar tu oferta para satisfacer tus necesidades.

 

4. No ofrecer los métodos de pago adecuados

Los compradores online tienen un 70 % más de probabilidades de finalizar una compra si su método de pago preferido se muestra como una opción al finalizar la compra en la plataforma de pago, pero ese método preferido variará de un país a otro. Es posible que te sorprendas al saber que, en algunos lugares, el pago contra- reembolso sigue siendo el método principal. Esto puede ser un aspecto complejo de gestionar para los vendedores en el extranjero. También, hay opciones de “compra ahora, paga después”, monederos digitales e incluso pago a través de aplicaciones de mensajería.

 

Lo que puedes hacer para evitar el problema

  • Investiga sobre los métodos de pago internacionales, descubre cuáles son los más populares en tu país objetivo y luego trabaja para integrarlos en tu pasarela de pago. Tres o más es un buen número; y recuerda: los consumidores quieren tener diferentes opciones.
  • Considera asociarte con una pasarela de pago internacional segura que admita transacciones en múltiples monedas, como WorldPay, PayPal o Stripe. Cuanto más vendas a nivel internacional, más útil será esta asociación.
  • Muestra todos los precios en tu página web en la moneda local y permite que tus clientes hagan transacciones también en esa moneda.
  • Ten cuidado con la ciberdelincuencia online. Descubre los puntos críticos de fraude más habituales y las técnicas de los estafadores. Si sospechas que vas a ser víctima de ciberdelincuencia, pide que realicen una transferencia bancaria antes de enviar los productos.

 

5. No enviar suficientemente rápido

Según Statista, el 66% de los consumidores a nivel mundial creen que al comprar en un negocio transfronterizo, sus compras llegarán más tarde de lo indicado. Desafortunadamente, esta creencia disuadirá a muchos consumidores extranjeros de  considerar comprarte.

 

Lo que puedes hacer para evitar el problema

Como expertos en logística global, DHL Express puede ayudarte a llevar tus productos allí dónde lo necesites y de manera rápida. Nuestros servicios de envío internacional incluyen una opción rápida que garantiza la entrega antes de las 9:00/10:30/12:00 del siguiente día hábil (disponible en mercados concretos). Y, con nosotros, puedes ofrecer a tus clientes un seguimiento completo y notificaciones para que puedan ver el estado de su envío, justo hasta el momento en que un mensajero de DHL lo entregue en su puerta. Tranquilidad para ellos, puntos extra de reconocimiento para tu negocio.

 

Como consejo, asegúrate de ser transparente y directo sobre los costes de envío internacional en toda página web. A los clientes no les gusta que los sorprendan con costes adicionales al finalizar la compra; de hecho, es una de las principales razones por las que abandonan el carrito de compra.

 

6. No adherirse a las normas aduaneras

Hay mucho papeleo involucrado cuando se realizan envíos internacionales. Cada país tiene sus propias normas de importación y reglamentos aduaneros, aranceles e impuestos, costes de descarga y lista de artículos prohibidos. Esto puede ser estresante y lento, especialmente si realizas envíos a varios países. Aún es peor en caso de olvidar enviar una documentación necesaria o completar algún dato incorrectamente ya que tu envío podría ser retenido en la aduana, un aspecto del que tus clientes estarán descontentos.

 

Lo que puedes hacer para evitar el problema

Contar con un socio como DHL para que se encargue de este problema por ti es una buena opción. Con presencia en más de 220 países y territorios, casi no hay mercado al que no pueda ayudarte a llegar. Además, los expertos en aduanas de DHL se encargarán de toda la compleja administración que conlleva el envío internacional. Nuestros clientes van desde grandes minoristas hasta pequeñas empresas emergentes de comercio electrónico, por lo que no hay envíos demasiado grandes, demasiado pequeños o demasiado inusuales.

Consulta el kit de herramientas de envío internacional de DHL Express para obtener más orientación sobre cómo configurar tu negocio para el comercio electrónico global. Incluye información sobre cómo definir tu estrategia de marca, consejos para reducir la tasa de abandono de tu carrito y consejos para hacer correctamente la entrega de la última milla.



Si necesitas más información, puedes contactar con un asesor para conseguir asesoría personalizada.

CW – Folleto Importación a España

CW – Folleto Importación a España







SOLICITA INFORMACIÓN