Consejos e-Commerce

8 cosas que hacer en e-Commerce que tu negocio debe aprender

 

8 cosas que debes hacer en e-Commerce:

 

1. Sé fiel a tu marca

 

 

Andrew Forbes de la revista Forbes dijo, “tu marca es la inversión más importante que puedes hacer en tu negocio”. El diseño de tu web, tu logotipo, tu paleta de colores y el tono del texto representan el corazón de tu marca. Guarda estos atributos y sé exigente en mantenerlos constantes, desde las publicaciones en redes sociales hasta la descripciones de productos. La consistencia crea confianza, y la confianza crea clientes fieles.

 

 

2. Analiza el proceso de compra de tus clientes

 

 

Aquí hay dos grandes preguntas y necesitas ser capaz de responder sí a ambas.

 

1. ¿Sabes cómo prefieren tus clientes comprar tus productos o servicios?
2. ¿Refleja tu e-Commerce la manera en que compran tus clientes?

 

Un buen proceso de compra es el camino hacia más negocio y más ingresos.

 

 

3. Ofrece un servicio excelente

 

 

No importa cómo de fuerte sea tu presencia en tu web. Las personas necesitan sentir que hay personas detrás de ella. Establece conversaciones con tus clientes, responde consultas, haz sugerencias, resuelve problemas. Ofrece una experiencia positiva en cada punto de contacto. O como dice Dani Atkins, fundador de la nueva marca australiana de ropa de baño Kulani Kinis, “tengo al cliente en el corazón del negocio porque sin cliente no hay negocio”.

 

 

4. Mantén tus direcciones de e-mails actualizadas

 

 

Una buena base de datos de correos electrónicos vale su peso en oro. Como dice el estratega en marketing David Newman “el correo electrónico tiene la habilidad que muchos canales no tienen: crear valor, contacto personal”. Según Shopify, el secreto de crear tu base de datos es “obtener permiso y ofrecer valor”. Para obtener permiso, “piensa en qué incentivos o contenido de calidad puedes crear a cambio de suscripciones”. Y para añadir valor, “concéntrate en enviar a tus suscriptores un equilibrio entre contenido de calidad y mensajes ocasionales de ventas y promociones”.

 

 

5. Encuentra tu familia

 

 

Hoy en día las empresas se construyen por el boca a boca, clics, tweets y posts. Usa las redes sociales para crear una comunidad para tu marca. Involúcrate activamente con tu audiencia, escúchalos, respóndelos, sorpréndelos y deléitalos. Y lo más importante, permíteles ser parte de la conversación alrededor de tu marca. Tus seguidores de Facebook, Instagram y Twitter pueden convertirse en tus mejores vendedores.

 

 

6. Asegúrate de que tus clientes se sientan seguros

 

 

Una encuesta realizada por Avira, la compañía de software de seguridad, descubrió que el 30% de los consumidores están preocupados cuando compran online. Asegúrate de tener el certificado SSL (Secure Sockets Layer) visible en tu página de pago. Esa ‘s’ en ‘https’ es una letra que da mucha tranquilidad.

 

 

7. Haz que tus productos resalten

 

 

Tus clientes no pueden tocar ni inspeccionar productos online (todavía). Por lo tanto, asegúrate de que estás involucrando sus otros sentidos al máximo. Usa imágenes de gran calidad. Ofrece una visión del interior, exterior y 360º de tus productos. Utiliza un texto detallado y descriptivo. Las buenas experiencias venden.

 

 

8. Recomendar productos más caros

 

 

“Las personas que compraron este producto también les gustó…”. Esto es una técnica de compra cruzada probada y en la que puedes confiar. Sin embargo, aumentar la venta puede ser incluso más efectivo. De hecho, según Econsultancy, mostrar a los consumidores productos similares pero más caros es 20 veces más probable que lleve a venta.

 

 

 

9 cosas que no debes hacer en e-Commerce:

 

 

1. Esperar que los clientes vengan a ti

 

 

“Si construyes una web, vendrán”, no es una estrategia de e-Commerce factible. Tienes que salir ahí fuera y ser proactivo. La eCommerce Training Academy aconseja a las empresas “aprovechar de manera efectiva la optimización de los motores de búsqueda, el pago por clic, el correo electrónico y las redes sociales. Así como los anuncios display, el retargeting y los motores de compra para ayudar a dirigir tráfico cualificado a tu tienda online”.

 

 

2. Hacer falsas promesas

 

 

Si vas a asegurar algo como “Devoluciones fáciles” debes poder cumplirlo. Si tu cliente quiere devolver un producto y descubre que “Devoluciones fáciles” significa pagar todo el coste del envío de la devolución y tener que llevarlo hasta el punto de entrega más cercano, no dudará en decirle a todo su entorno lo malo que es tu servicio. Afirmaciones como “Precios bajos” y “Garantía de entrega al día siguiente” no son solo frases para atraer, son promesas que los clientes esperan de ti.

 

 

3. Enterrar a tus clientes en clics

 

 

Sí, es genial tener una web profunda y robusta con mucho contenido atractivo. Sin embargo, no quieres que todas esas cosas se interpongan en el camino de las personas que compran tus productos. Tus clientes nunca deben estar a más de 3 o 4 clics del proceso de pago.

 

 

4. Medir tu éxito erróneamente

 

 

La mayoría de las empresas e-Commerce son estacionales por naturaleza, con altibajos regulares, picos y caídas. Comparar los meses de más actividad con los más tranquilos puede dar una imagen errónea de tu progreso. Lifehack tiene un consejo sobre esto: “Deja a un lado un intervalo estadísticamente preciso y compáralo con tus métricas. Compara de julio a julio, de invierno a invierno o de año a año si quieres un informe correcto”.

 

 

5. Construir una web que no puedas escalar

 

 

Kunal Kapoor, diseñador de The Luxury Closet, tiene algunos consejos basados en su experiencia sobre cómo hacer que tu e-Commerce esté preparado para el futuro: “Cuando estás construyendo tu web, piensa en un año o dos años después, piensa en la escala. Comenzamos con una página web en WordPress y no era nada escalable. Todo lo que habíamos hecho desde 2013 a 2015, lo tiramos y empezamos de nuevo”.

 

 

6. Eliminar los comentarios negativos

 

 

El viejo dicho es cierto: no puedes complacer a todo el mundo todo el tiempo. Todos aceptamos que el comentario negativo es un hecho de la vida. Si tu web está repleta de testimonios de 5 estrellas, tu negocio sufre el riesgo de no parecer fiable.

 

 

7. Dejar tu web estancada

 

 

Si la gente llega a tu web y se encuentran blogs, recomendaciones y testimonios obsoletos, no inspirará confianza. Tu web es la casa de tu negocio, mantenla actualizada.

 

 

8. Poner a alguien al cargo

 

 

Algunas compañías creen que “el nuevo negocio es negocio de todos”. Todo esto es cierto y admirable. Pero el hecho es que dar a las personas una responsabilidad específica para impulsar ventas del e-Commerce siempre te dará una mayor probabilidad de éxito.

 

 

9. Esperar el éxito de la noche a la mañana

 

 

Recuerda que al titán del e-Commerce, Amazon, le llevó ocho años registrar su primer año de beneficios. No estamos diciendo que a tu negocio le llevará tanto tiempo llegar hasta ese punto. Pero definitivamente existen lecciones sobre la paciencia y la persistencia que debemos aprender del viaje de Jeff Bezos.

 

 

Si solo te quedas con tres cosas…

 

Estas tres palabras resumen bastante todo lo que hemos hablado sobre qué hacer y qué no hacer en tu e-Commerce:

 

  • Enfoque: Mantener un enfoque preciso para aportar un gran servicio a tus clientes en todo momento.

 

  • Persistencia: No pienses a corto plazo. Si pretendes mantener tu negocio a largo plazo, hay más probabilidades de que esto ocurra.

 

  • Pasión: Se apasionado con tu marca y asegúrate de comunicar esta pasión a tus clientes.

 

New Call-to-action



Si necesitas más información, puedes contactar con un asesor para conseguir asesoría personalizada.

Calcula tu tarifa de empresa