Las Pymes ocupan más del 90% de nuestro tejido empresarial.El Comercio Internacional les ha permitido sobreponerse a los vaivenes y contracturas del mercado

¿Cómo beneficia el Comercio Internacional a las Pymes?

 

Nuestro tejido empresarial se compone en más de 90% de pequeñas y medianas empresas. Por tanto, su buena salud equivale a la buena salud económica de nuestro país. Las Pymes históricamente han sido el formato de organización que más ha sufrido los cambios y los momentos de crisis. Sin embargo, siguen conformando un tejido empresarial variado (compuesto de microempresas, y pequeñas y medianas empresas) y creador de riqueza.

 

Su resiliencia ha quedado demostrada de sobra ya que han tomado decisiones que les han permitido continuar con su actividad. Una de las herramientas con las que han conseguido sobreponerse a vaivenes y contracturas ha sido su inmersión en el comercio internacional.

 

Y es que la internacionalización, realizada con el cuidado necesario, puede suponer una enorme ventaja competitiva para las Pymes. Te explicamos cuáles son los beneficios para este tipo de empresas.

 

Ventajas y beneficios de la internacionalización de las Pymes

Introducir una Pyme en un comercio internacional no es una tarea fácil. Con frecuencia la propia naturaleza de estas organizaciones hace imposible que este objetivo se pueda realizar sin ayuda externa. Afortunadamente, cuentan con la posibilidad de dejar en manos de profesionales este proceso. Acompañados por los expertos, las Pymes pueden encontrar soluciones adaptadas a sus necesidades así como información muy valiosa.

 

Aumenta la supervivencia

 

Ante una contracción de la economía, una Pyme internacionalizada puede apoyarse en su actividad en otros mercados. Confiar en que el target habitual no va a dejar de comprar nuestros productos es algo peligroso especialmente en tiempos de incertidumbre.

 

Buscar continuamente nuevas oportunidades puede suponer la clave para que una Pyme no desaparezca ante un revés en la economía del país. La sabiduría popular siempre nos ha alertado sobre los peligros de “poner todos los huevos en el mismo cesto”. En este caso se podría traducir en no cerrarse a nuevas posibilidades en mercados internacionales.

 

Mejora de los resultados económicos

 

Aumentar el área de influencia de un negocio se va a traducir en un aumento de las posibilidades de venta. Estudiar cuáles van a ser los países que representan mejores oportunidades se hace imprescindible. Y no solo hablamos de extender el mercado de una Pyme a los países vecinos o culturalmente similares; el comercio internacional acorta distancias, por lo que cabe incluso plantearse empezar a vender en países remotos.

 

Incrementa el potencial

 

Dar el paso a la internacionalización puede cambiar la mentalidad con que trabaja una Pyme. Encontrar nuevas oportunidades y nichos de mercado será cada vez más fácil cuanto más acostumbrado esté un equipo a intervenir en mercados extranjeros.

 

Abrirse a mercados nuevos implica una planificación estratégica cuidada y una cierta inversión, que redundará en Pymes mejor estructuradas y mucho más competitivas. El proceso de internacionalización aportará una experiencia que enriquecerá a la organización y posibilitará que sus integrantes alcancen un nivel de conocimientos con los que se fortalecerá la empresa

 

Asimismo, tomarse el tiempo de conocer un nuevo mercado puede provocar la detección de oportunidades estructurales. Una empresa internacionalizada lo tendrá más fácil para abrir nuevas líneas de producción en otros países

 

Mejora de imagen

 

Una marca respaldada por opiniones positivas provenientes de un mercado internacional va a ser mucho mejor percibida por los clientes potenciales. Valores como la valentía o la resiliencia pueden mejorar la imagen de una Pyme a través de una estrategia de comunicación adecuada.

 

Las historias de esfuerzo y éxito son contagiosas e irradian sensaciones positivas, por lo que generarán atracción al ser compartido. El proceso de internacionalización podría de este modo constituir el contenido perfecto para ser compartido a través de los distintos canales a través de los cuales la Pyme contacte con su público potencial.

 

Ventajas de contar con DHL para el comercio internacional

A pesar de que la aventura de internacionalizar puede traer múltiples beneficios a una Pyme, no es una tarea sencilla. El mejor consejo es confiar en la ayuda de expertos en logística internacional.

 

Encontrar quien tenga los conocimientos sobre gestiones de aduanas, tarifas, mercancías sujetas a restricciones o condiciones especiales, el mejor embalaje para un producto o cuestiones relacionadas con los seguros que intervienen en el proceso exportador, será una forma sencilla de iniciar un camino de éxito.

 

En DHL ponemos a disposición de las Pymes la posibilidad de expandirse a más de 220 países, a través en muchas ocasiones de cómodas herramientas online. Hacemos posibles envíos de diversa naturaleza con la oportunidad de seguirlos de cerca en tiempo real y podemos proporcionar información valiosa sobre nuevos mercados.

 

Somos el partner perfecto para una Pyme con ganas de iniciar su apertura al comercio internacional. Apoyamos a los valientes, con independencia de su tamaño.

 

Fuentes:

 



Si necesitas más información, puedes contactar con un asesor para conseguir asesoría personalizada.

CW – Folleto Importación a España

CW – Folleto Importación a España







SOLICITA INFORMACIÓN